Los Increíbles 2, ¿peli de cómics o fantasía?

Los Increíbles 2, ¿peli de cómics o fantasía?

,

Hace dos semanas y media, el cast de Frik-in tuvo una de sus usuales juntas para discutir el futuro de la sociedad humana después del proyecto de Instrumentalización Friki, cuando Yakio preguntó si el entonces próximo estreno de Los increíbles 2 entraría en nuestro riguroso filtro de eventos para agregar a la plataforma.

—Yo digo que no — dijo Yakio como continuación de su duda—, porque tendríamos que poner todas las películas de animación que vayan a estrenarse, o proyecciones de cines independientes.

—No necesariamente —apuntó Naop—, más bien deberíamos ver qué películas de estreno encajan en otaku, gamer, sci fi-fantasía, cómics, sean de animación o no.

—Bueno, entonces Los Increíbles 2 entraría como fantasía, ¿no?

—No, para nada, sería película de superhéroes, debemos de ponerla en categoría ‘cómic’ —comentó Makoto.

—Yo digo que el que la apoyó fue Dios —dijo Roy.

—Bueno, es que yo entiendo por categoría ‘comics’ lo que nació siendo un cómic, y, aunque haya cómics de Los Increíbles, para mí es evidente que no son de esa categoría, no nacieron de ahí—insistió Yakio.

—Pero entonces no podríamos ponerlos como fantasía —siguió Naop—, porque, para el caso, todas las películas animadas serían fantasía si tomamos en cuenta que parten de la ficción.

—Excepto las que son como Loving Vicent, que estaba basada en hechos reales.

—No mira, más fácil —intervino Roy—, nada más hay que ver cada una de las pelis que van a estrenarse, y las ponemos en Frik-in dependiendo de si encajan en alguna de las categorías.

—¿En serio vamos a revisar una por una? Han de ser un montón.

—De animación, ¿cuáles más vienen chidas, además de Los Increíbles? Hotel Transylvania 3 y Ralph Rompe el Internet son las únicas que se me ocurren.

—Hotel Transylvania tiene monstruos clásicos, de ciencia ficción y fantasía básicas. Y Ralph, pues es el internet, prácticamente encaja en todas las categorías. Esas dos películas son fáciles de asignar. ¿Pero Los Increíbles?

—Yakio, es que cuando pienso en fantasía me imagino más una historia épica, tipo Tolkien, con magos, elfos, enanos…

—Ah bueno, sí, Naop, pero el hecho de que los Parr también tengan poderes casi mágicos…

—¡Ay no, para nada! ¿Tendríamos que poner también a los X-Men como fantasía?

—No, Makoto, porque esos sí nacieron del cómic.

—En realidad, sólo pregunto si vamos a poner todas las películas animadas en Frik-in para irlas revisando una por una, y dependiendo de lo que se trate, las agrupamos como sci-fi o fantasía a menos que sean de anime, o que sean basadas directamente en un cómic como las de Marvel.

—¿Y yo qué había dicho, bañada? —Roy se refregó la cara con fastidio.

—Bueno, pero ya quedamos que sí hay que clasificar las películas animadas en fantasía, anime y superhéroes porque encajan en los criterios que queremos en Frik-in.

—Eso sigue sin resolverme cómo clasifico Los Increíbles 2.

—Este… ¿Superhéroes?

—Deja vú.

—A ver, ya.

Todos guardaron silencio ante la sugerencia de su líder, Naop. Él, consciente de que era su deber tomar una decisión con respecto a qué hacer con Los Increíbles 2, se tomó su tiempo para formular un respuesta. Con una mirada afable que pretendía ocultar la velocidad de sus pensamientos, escrutó detenidamente los rostros de cada uno de sus compañeros presentes. ¿Qué debía hacer? Si Yakio opinaba que debía ser fantasía, Makoto y él que era de superhéroes, y Roy pues… era Roy. ¿Elegir por mayoría de votos sería justo? Aunque una mayoría de entre cuatro personas opinando, contra los miles que esperaban la película de Los Increíbles 2.

Eso era, ¡la mayoría!

—Pues realmente no conviene hacer eventos como tal de películas que van a estar en cartelera—comenzó Naop—, porque esas solitas se promocionan. Quizá sólo con una reseña de las que nos gusten, y avisarle a la gente sólo si es que habrá algún evento relacionado con la película, como Premiere o funciones especiales.

—Eso quiere decir que no necesitamos poner Los Increíbles como evento, ¿no?

—Efectivamente, Makoto.

—OK, entonces no se agrega Los Increíbles 2 como evento de ninguna categoría —corroboró Yakio—, pero, ¿y si quiero escribir un artículo de la peli, en qué categoría lo pongo?

Naop se acomodó los lentes, pues ya había tomado la decisión definitiva.

—Creo que los usuarios y lectores nos darán su propia opinión de qué categoría quieren asignarle a Los Increíbles.

Se sintió un suspiro de satisfacción general. Claro, nosotros hacemos esto para los usuarios.  Ellos siempre serán quienes tengan la última palabra.  La discusión había llegado a su fin.

—¿De qué te ríes, Yakio?

—Se me acaba de ocurrir qué escribir para el artículo dedicado a Los Increíbles 2.


Los Increíbles 2 se convirtió en poco tiempo en una de las películas más esperadas de Pixar. El estudio de animación recreó magníficamente la atmósfera sesentera que predominó en la primera entrega, y en general es buena película, pero siento que le faltó epicidad. Es imposible no compararla con la peli de hace catorce años, donde siento que los personajes eran más humanos, con miedos más allá del alcance de sus poderes. Los Increíbles 2 a ratos se siente predecible, sabes desde un principio quién será el villano, y, aunque amo a Edna, su aparición me resultó forzada; le hicieron mucha publicidad previa, para que saliera sólo unos minutillos. Jack-Jack es un amor, me deja intrigada cuál será su papel en lo sucesivo. Finalmente, estoy ansiosa de ver cómo involucran la pelicula en la Teoría de Pixar (ya empezaron con lo de ‘un niño voló un auto con su rasho láser’).

Vale la pena ver esta secuela por la acción, la nostalgia, y por supuesto, por Frozono, uno de mis personajes favoritos de la primera parte y mi favorito en esta segunda peli. Y esto es lo más que puedo decir sin hacer spoilers, y, por supuesto, sin volver a la polémica de si pongo este artículo como fantasía o cómics.

Lo pondré en ambas.

Los diálogos mostrados en la parte principal de este artículo son ficción. O realismo mágico. Quién sabe.


Imágenes

Los Increíbles 2 (2018), Dir. Brad Bird

 

Hace dos semanas y media, el cast de Frik-in tuvo una de sus usuales juntas para discutir el futuro de la sociedad humana después del proyecto de Instrumentalización Friki, cuando Yakio preguntó si el entonces próximo estreno de Los increíbles 2 entraría en nuestro riguroso filtro de eventos para agregar a la plataforma.

—Yo digo que no — dijo Yakio como continuación de su duda—, porque tendríamos que poner todas las películas de animación que vayan a estrenarse, o proyecciones de cines independientes.

—No necesariamente —apuntó Naop—, más bien deberíamos ver qué películas de estreno encajan en otaku, gamer, sci fi-fantasía, cómics, sean de animación o no.

—Bueno, entonces Los Increíbles 2 entraría como fantasía, ¿no?

—No, para nada, sería película de superhéroes, debemos de ponerla en categoría ‘cómic’ —comentó Makoto.

—Yo digo que el que la apoyó fue Dios —dijo Roy.

—Bueno, es que yo entiendo por categoría ‘comics’ lo que nació siendo un cómic, y, aunque haya cómics de Los Increíbles, para mí es evidente que no son de esa categoría, no nacieron de ahí—insistió Yakio.

—Pero entonces no podríamos ponerlos como fantasía —siguió Naop—, porque, para el caso, todas las películas animadas serían fantasía si tomamos en cuenta que parten de la ficción.

—Excepto las que son como Loving Vicent, que estaba basada en hechos reales.

—No mira, más fácil —intervino Roy—, nada más hay que ver cada una de las pelis que van a estrenarse, y las ponemos en Frik-in dependiendo de si encajan en alguna de las categorías.

—¿En serio vamos a revisar una por una? Han de ser un montón.

—De animación, ¿cuáles más vienen chidas, además de Los Increíbles? Hotel Transylvania 3 y Ralph Rompe el Internet son las únicas que se me ocurren.

—Hotel Transylvania tiene monstruos clásicos, de ciencia ficción y fantasía básicas. Y Ralph, pues es el internet, prácticamente encaja en todas las categorías. Esas dos películas son fáciles de asignar. ¿Pero Los Increíbles?

—Yakio, es que cuando pienso en fantasía me imagino más una historia épica, tipo Tolkien, con magos, elfos, enanos…

—Ah bueno, sí, Naop, pero el hecho de que los Parr también tengan poderes casi mágicos…

—¡Ay no, para nada! ¿Tendríamos que poner también a los X-Men como fantasía?

—No, Makoto, porque esos sí nacieron del cómic.

—En realidad, sólo pregunto si vamos a poner todas las películas animadas en Frik-in para irlas revisando una por una, y dependiendo de lo que se trate, las agrupamos como sci-fi o fantasía a menos que sean de anime, o que sean basadas directamente en un cómic como las de Marvel.

—¿Y yo qué había dicho, bañada? —Roy se refregó la cara con fastidio.

—Bueno, pero ya quedamos que sí hay que clasificar las películas animadas en fantasía, anime y superhéroes porque encajan en los criterios que queremos en Frik-in.

—Eso sigue sin resolverme cómo clasifico Los Increíbles 2.

—Este… ¿Superhéroes?

—Deja vú.

—A ver, ya.

Todos guardaron silencio ante la sugerencia de su líder, Naop. Él, consciente de que era su deber tomar una decisión con respecto a qué hacer con Los Increíbles 2, se tomó su tiempo para formular un respuesta. Con una mirada afable que pretendía ocultar la velocidad de sus pensamientos, escrutó detenidamente los rostros de cada uno de sus compañeros presentes. ¿Qué debía hacer? Si Yakio opinaba que debía ser fantasía, Makoto y él que era de superhéroes, y Roy pues… era Roy. ¿Elegir por mayoría de votos sería justo? Aunque una mayoría de entre cuatro personas opinando, contra los miles que esperaban la película de Los Increíbles 2.

Eso era, ¡la mayoría!

—Pues realmente no conviene hacer eventos como tal de películas que van a estar en cartelera—comenzó Naop—, porque esas solitas se promocionan. Quizá sólo con una reseña de las que nos gusten, y avisarle a la gente sólo si es que habrá algún evento relacionado con la película, como Premiere o funciones especiales.

—Eso quiere decir que no necesitamos poner Los Increíbles como evento, ¿no?

—Efectivamente, Makoto.

—OK, entonces no se agrega Los Increíbles 2 como evento de ninguna categoría —corroboró Yakio—, pero, ¿y si quiero escribir un artículo de la peli, en qué categoría lo pongo?

Naop se acomodó los lentes, pues ya había tomado la decisión definitiva.

—Creo que los usuarios y lectores nos darán su propia opinión de qué categoría quieren asignarle a Los Increíbles.

Se sintió un suspiro de satisfacción general. Claro, nosotros hacemos esto para los usuarios.  Ellos siempre serán quienes tengan la última palabra.  La discusión había llegado a su fin.

—¿De qué te ríes, Yakio?

—Se me acaba de ocurrir qué escribir para el artículo dedicado a Los Increíbles 2.


Los Increíbles 2 se convirtió en poco tiempo en una de las películas más esperadas de Pixar. El estudio de animación recreó magníficamente la atmósfera sesentera que predominó en la primera entrega, y en general es buena película, pero siento que le faltó epicidad. Es imposible no compararla con la peli de hace catorce años, donde siento que los personajes eran más humanos, con miedos más allá del alcance de sus poderes. Los Increíbles 2 a ratos se siente predecible, sabes desde un principio quién será el villano, y, aunque amo a Edna, su aparición me resultó forzada; le hicieron mucha publicidad previa, para que saliera sólo unos minutillos. Jack-Jack es un amor, me deja intrigada cuál será su papel en lo sucesivo. Finalmente, estoy ansiosa de ver cómo involucran la pelicula en la Teoría de Pixar (ya empezaron con lo de ‘un niño voló un auto con su rasho láser’).

Vale la pena ver esta secuela por la acción, la nostalgia, y por supuesto, por Frozono, uno de mis personajes favoritos de la primera parte y mi favorito en esta segunda peli. Y esto es lo más que puedo decir sin hacer spoilers, y, por supuesto, sin volver a la polémica de si pongo este artículo como fantasía o cómics.

Lo pondré en ambas.

Los diálogos mostrados en la parte principal de este artículo son ficción. O realismo mágico. Quién sabe.


Imágenes

Los Increíbles 2 (2018), Dir. Brad Bird

 

Comments